viernes, 25 de marzo de 2011

Un maestro de la fotografía: André Kertész en la Fundación Carlos Amberes

 Cuento de hadas

"Inventemos lo que inventemos, Kertész siempre fue el primero" dijo el célebre y maravilloso fotógrafo Henri Cartier-Breson. Ahora, la Fundación Carlos Amberes de Madrid (Claudio Coello, 99) nos brinda la posibilidad de conocer la obra del fotógrafo de origen húngaro André Kertész absoluto pionero de la fotografía. A través de un centenar de imágenes vintage podemos seguir su evolución artística de este precursor de las corrientes fotográficas más importantes del siglo XX en un recorrido cronológico por Hungría, Francia y Estados Unidos, los tres escenarios más importantes de su vida.

La plaza Kálvin

La primera etapa es Hungría (1894-1925). Kertész nació en 1894 en una familia judía de la Budapest autrohúngara, y ya desde pequeño aprendió de manera autodidacta a hacer fotografías. Con su primer sueldo en la Bolsa de Budapest compró una cámara Ica-Platten y un año después abandonó su empleo y se inició en la apicultura, hasta que en  1914 estalla la I Guerra Mundial y se alista como alférez voluntario retratando la vida cotidiana de los soldados que, alejados del campo de batalla, llegan hasta nosotros en unas imágenes alegres y teñidas de un aura cotidiana.

 
 Soldado escribiendo

Al ser herido de gravedad en un brazo, es ingresado en un instituto de rehabilitación, toma entonces sus primeras fotografías de formas torcidas y destellos reflejados en la superficie del agua.

 Underwater

A pesar de que vende sus fotografías a revistas y empresas de postales, al terminar la guerra tiene que volver a trabajar en la Bolsa, donde conocerá a la que será en el futuro su mujer, Elizabeth. Kertész siempre quiso reafirmar su individualidad, en la IV Exposición Fotográfica Artística renunció a un premio al negarse a hacer copias de bromóleo, una técnica que asemeja las fotos a pinturas, porque no le parecía un proceso fotográfico. Durante los primeros años, el fotógrafo tuvo que enfrentarse a numerosas críticas a su trabajo por sus ángulos complejos y por querer dotar a sus fotografías de personalidad.

 París

Nuestra próxima parada es Francia (1925-1936). Kertész se instala en París como fotógrafo y pronto colaborará  con figuras importantes de la época como Man Ray o Brassaï, y retrata a amigos como Mondrian, Marc Chagall, Colette o Sergei Eisenstein

 
 Colette

En París, Kertész consiguió éxito tanto comercial como de crítica realizando publicaciones en revistas y posteriormente trabajos por encargo para varias revistas europeas. Fue el primer fotógrafo en realizar una muestra individual.

 
 Bistro

A comienzos de los años treinta su estilo evoluciona gracias a su nueva cámara Leica de 35 mm, y realiza, con la ayuda de dos espejos deformantes de circo, una de sus series más innovadoras, Distortion, para un encargo de la revista Le Sourire sobre el cuerpo desnudo, algo absolutamente innovador para la historia de la fotografía.
 
 Distorsión 6

Esta será una época muy prolífica para el fotógrafo, y el momento en que introduce en París a un compatriota, al que con el tiempo se conocerá como uno de los mayores corresponsales de guerra del siglo XX: Robert Capa.

 
 Tenedor

Sin que su familia o sepa, se casa con una fotógrafa francesa, Rosza Klein, el matrimonio duró muy poco y Kertész nunca habló sobre el tema hasta su muerte para no dañar a Elizabeth, quien finalmente se mudó con él a París en 1931, donde se casaron.


 
 Elizabeth y yo

Con la llegada del partido Nazi al poder en Alemania, las revistas comenzaron a politizarse, con lo que la imágenes de Kertész dejaron de tener cabida en ellas. Fue entonces cuando la pareja decidió mudarse a Nueva York para que Kertesz trabajase con la agencia Keystone.


 
Washington square

Pasamos a la última etapa de la muestra, Estados Unidos (1936-1985). Ante el panorama de desempleo y el inminente estallido de la II Guerra Mundial, la pareja se instala en Nueva York, un traslado que no será fácil ya que es ciudadano de un país en guerra con Estados Unidos (fueron declarados enemigos extranjeros y les prohibieron hacer fotos exteriores hasta que consiguieron hacerse con la ciudadanía)  y por sus problemas para hablar inglés. Además en Keystone tiene que encerrarse en un estudio en vez de poder salir a la calle a hacer el trabajo de reportero gráfico. La editorial Condé Nast acabará por confiar en él y comienza a colaborar para Look, Harper’s Bazaar y Vogue.  

 Buy Long Island University

La carrera de Kertész despega a partir de los años 50 con exposiciones y la publicación de varios álbumes con su obra. A partir  de entonces se convierte en un fotógrafo consagrado mundialmente y una referencia para grandes nombres como Doisneau o Cartier-Bresson. Recibe el Gran Premio Nacional de Fotografía en París, el XXI Premio Anual George Washington de la American Hungarian Foundation, fue nombrado Caballero de la Legión de Honor de París y le otorgaron la Orden de la Bandera de la República Popular en su Hungría natal. Kertész moriría a los 91 años en Nueva York.

Washington square

La muestra puede verse hasta el 10 de abril de martes a viernes de 10.00 a 20.30 horas; los sábados de 11.00 a 14.00 y de 17.30 a 20.30 horas; y los domingos y festivos de 11.00 a 14.30 horas. La entrada cuesta 3 euros, salvo los martes que es gratuita. No olvidéis tampoco que este sábado se celebra en Madrid la Noche de los teatros con descuentos en salas y espectáculos en la calle,  podéis consultar toda la información aquí. ¡Feliz fin de semana!

video

27 comentarios:

  1. Me gusta especialmente la de París, no soy muy aficionada a visitar exposiciones pero con estas entradas haces que se despierte mi interés! Besos y feliz fin de semana

    ResponderEliminar
  2. Me ha gustad mucho la fotografia del soldado escribiendo. Genial entrada, como siempre.

    Un beso

    ResponderEliminar
  3. La fotografía es un arte de escaso triunfo, solo unas cuantas fotos quedan perennes -como en todo- en medio de miles de tomas que pueden ser muy técnicas, esa imagen que tiene significación, es estar en el momento indicado o tener la audacia necesaria para hallar la toma ideal, de las expuestas me dice algo la de los niños pobres, también la caída de la lluvia en París. Un abrazo.

    Mario.

    ResponderEliminar
  4. Me ha gustado mucho la primera fotografía, aunque todas son preciosas. Como siempre Carol, gracias por esta visita guiada. A los que no podemos ir nos haces un inmenso favor.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. Carol tengo pendiente la exposición. Maravillosa por lo que leo y veo en tu entrada. Por cierto ayer estuve visitando "Heroínas" preciosa.
    Un besito y buen fin de semana para ti
    Isabelnotebook

    ResponderEliminar
  6. estupendo repaso, como siempre, un recorrido biografico-artístico muy disfrutable. la de cosas que estoy aprendiendo aquí, oye!!

    ResponderEliminar
  7. Una exposición imprescindible!
    Buend finde,

    ResponderEliminar
  8. the photos look amazing.xx

    http://www.theprovocativecouture.com/

    ResponderEliminar
  9. Jo que vida tan intensa y emocionante, sobre todo imagino cómo les costaría a el y su mujer todo al llegar a Nueva York.... sin poder casi hablar o salir.... Muy interesante Carol. Iré sin falta a verla. Gracias ;=) y buen fin de semana

    ResponderEliminar
  10. Hace bastante tiempo la Sala Parpalló, en Valencia, recogió una importante exposición titulada Fotografía Soviética que recogía obra de este excepcional artista. Maravilloso, más si cabe si nos hacemos cargo de los medios técnicos de la época.

    ResponderEliminar
  11. De esta expo poco te puedo comentar, ya lo sabes :) De los libros que he estado buscando desde que la vi me quedo con El París de Kertezs, expo que se hizo en ICO.

    Disfruta del corto finde :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Ya esperaba esta entrada... Pues qué decir, que me gustan mucho las fotografías de este hombre, que puede hacer que hasta un tenedor resulte interesante. Y la entrada muy completa, como siempre.

    ResponderEliminar
  13. Carol, mira el blog de mi hermano, creo que te gustará ;=)
    http://eduardoruigomez.blogspot.com/
    Un besito
    gabriela

    ResponderEliminar
  14. Deliciosa colección. Me quedo con la de "Elizabeth y yo", ¡cuánto transmite!
    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Las fotos en blanco y negro con ese juego de sombras son preciosas; la de la calle con las farolas me encanta...
    Besos,

    ResponderEliminar
  16. Super lovely blog you have here!

    xoxo,

    colormenana.blogspot.com

    ResponderEliminar
  17. Me han encantado. Las exposiciones fotográficas son siempre increíbles. La última que yo ví, fue sobre Sevilla, mi ciudad, de como era antiguamente sus calles, plazas y recovecos... Y es que una cámara es una preciado cajón de recuerdos inimaginables verdad? :)

    ResponderEliminar
  18. Tiene que ser una maravilla de exposición, sobre todo para quienes nos gusta la fotografía. Si mal no recuerdo, a Kertész se le considera como el padre del periodismo fotográfico.
    De las imágenes que has seleccionado me gustan mucho la de Cuento de hadas y Tenedor.
    Musus.

    ResponderEliminar
  19. Estupendas fotografías y una genial reseña. Genial que nos acerques este tipo de exposiciones.
    Muchos besos!!

    ResponderEliminar
  20. Me gusta mucho la fotografía, y las que pones son muy interesantes. A ver si traen la exposición por estos lares ...

    bsos!

    ResponderEliminar
  21. Tatty, me alegra despertar tu interés, a mi me costaría quedarme solo con una, todas las que he seleccionado me encantan. Un beso

    M., muchas gracias, todas las fotos tienen un algo muy especial. Un besazo

    La pequeña Meg, la de París veo que ha gustado bastante, es verdad que es muy bonita. Bsos

    Mario, creo que la fotografía se está haciendo cada vez mayor hueco entre las demás artes, este fotógrafo es realmente único. un abrazo

    Margari, gracias a ti por acompañarme en este recorrido. un beso

    Isabel, me alegra que te gustara Heroínas, esta no puedes perdértela, ya me contarás. Un besazo

    raúl, muchas gracias, em alegra que te gusten estas visitas a exposiciones, yo disfruto doblemente, cuando voy a verlas y cuando las comaprto con vosotros. un abrazo

    mcarmen, tienes razón, es de las imprescindibles. Un beso

    Alina A., thank you very much and welcome here. xx

    La Almoneda de Gabriela. debieron ser momentos muy duros, especialmente al no conocer el idioma y encima ser tratados como enemigos. por cierto, muy interesante el blog de tu hermano, gracias por la recomendación. Un beso

    Sergio, es una de las cosas más sorprendentes, lo creativo y moderno que fue con unos medios que hoy en día serían de risa. Un abrazo

    Paco, yo he disfrutado mucho de la muestra, había imágenes realmente sorprendentes. Un abrazo

    Jesús, pues si, se ha hecho un poco de rogar, como dices, consigue que todo en lo que pone el objetivo se convierta en algo interesante y mágico. Un abrazo

    Antonio Cabello, son unas imágenes que parecen hablarnos ¿verdad? Un abrazo

    Carmen, son unas imágenes maravillosas, además este tipo de fotografías son mis favoritas, un besazo

    Dylana, thank you! xoxo

    Monik, me encanta la fotografía, es una manera de detener el tiempo impresionante. Un besote

    mafaldas, exactamente, es el padre del periodismo fotográfico, y además, el creador de muchas técnicas modernas. Un besazo

    María, me alegra que te haya gustado. Un besazo

    Rosalía, a ver si les da por moverla un poco por España, vale la pena la pena y mucho. Un beso

    ResponderEliminar
  22. Muy bonitas Carol. La de París, con esa lluvia que todo lo cubre, y la de Washington square, me encantan :D
    Otro abrazo

    ResponderEliminar
  23. impresionante este recorrido fotográfico que nos traes... cada instantánea encierra otra historia, mezcla diferentes emociones... me ha encantado.

    ResponderEliminar
  24. Icíar, son también algunas de mis favoritas, aunque tener que decidir, me quedo con todas! un besote

    Karo, ha sido una de las mejores expos de fotografía que he visto últimamente, cada foto nos habla directamente, un beso

    ResponderEliminar
  25. Uno de los bienes más preciados que tengo (y que ahora tiene un amigo porque soy bueno y dejo los libros, pero si no lo devuelve pues tendrá un accidente) es el catálogo de una exposición que se hizo de las fotografías de gente leyendo. Impresionante y fascinante que Kertész trabajara este tema durante toda su vida. Momentos de paz robados. Realmente, la lectura es uno de los momentos de mayor intimidad de las personas.

    ResponderEliminar
  26. Todas las fotografías me han gustado muchísimo especialmente la de Cuentos de hadas y Wshington square ¡me encantan!.
    Una vez más mi niña, gracias por compartirlas con todos en tu maravilloso blog.
    Un besito y cuídate mogollón de mogollitos.

    ResponderEliminar